jueves, noviembre 30, 2006

La última cruzada

Hoy he dado el último paso, realmente simbólico, de algo que va a cambiar bastante mi vida y, con un poco de suerte, la miserable frecuencia de actualización de este blog. Hoy he recogido mi pasaporte de la ventanilla número 5 del departamento de inmigración de la embajada de Japón en Londres, estampado con un visado que me autoriza a trabajar en el país y que sella definitivamente mi decisión de irme a vivir allí.

Se que la mitad de los que leeis esto ya lo sabíais, pero a las cosas importantes hay que darles un toque un poco dramático no? Bueno, para los que no lo sabíais, va totalmente en serio. He encontrado y aceptado un trabajo como informático en Tokyo y me voy a vivir allí aproximadamente a finales de Enero.

Las razones por las que me voy son numerosas y variadas. Por ejemplo, absoluta irresponsabilidad, incapacidad de compromiso con un lugar concreto y gusto por las situaciones que incluyen problemas comunicativos. También porque es un país que me ha atraído desde siempre, que me ha encantado (pongo esta palabra porque me resulta cursi poner “enamorado”) cuando estuve y también porque mi novia vive allí desde hace un año y la verdad es que la distancia y el tiempo empezaban a incordiar un poco. No estoy seguro de qué conjunto de razones pesan más, pero estoy más orgulloso del segundo.

Aún no soy muy consciente de todo lo que supone irse a vivir a un sitio tan lejano y diferente, y supongo que por mucho que me cuenten o que imagine muchas cosas las descubriré sólo cuando esté allí. Inglaterra es un país europeo (que no me oigan), con unas costumbres y cultura más o menos parecida a la española, y aún así cuando te vienes a vivir aquí no sabes realmente como te vas a encontrar ni si vas a poder hacer un balance positivo entre las ventajas e inconvenientes (hay que tener en cuenta que la comida es un como una especie de pesa de plomo en la parte de los inconvenientes). Tratar de imaginar la vida en Japón es casi ciencia ficción. Aún así creo que tengo una ligera idea de algunos de los problemas que mucha gente encuentra allí y está claro que cualquier estrategia de éxito pasa por un enorme esfuerzo. El primer esfuerzo y quizá el más obvio es aprender esa locura morbosa en forma de lenguaje llamada japonés. Creo que no lo he comentado nunca en el blog, pero llevo casi un año en clases y bueno... es un poco como un iceberg: cuando crees que hay un montón de problemas sobre el agua en realidad la mayoría aún no los conoces. Realmente no me extrañaría que el idioma influyera de alguna manera en la tasa de suicidios del país... Ahora en serio, el idioma es un buen ejemplo de que uno tiene que hacer esfuerzos muy grandes para poder encontrar su sitio en un país así. No es imposible (esto está por demostrar) pero hay que mentalizarse. Supongo que también encontraré hábitos y comportamientos muy diferentes a los que estoy acostumbrado. Esto es algo que ya se puede intuir yendo de turista o leyendo un poco, pero hasta que no eres parte del engranaje social no lo percibes realmente. Por poner un ejemplo cercano, no se puede subestimar lo deprimente que es el metro de Londres y un fin de semana aquí, aunque te lo pases encerrado en un vagón, no puede describir la experiencia de sufrirlo durante años.

Sin embargo, yo creo que las ventajas superan ampliamente a los inconvenientes, y cuanto mayores son los problemas y dificultades mayor es la recompensa (¡no os riais coño, como no piense así no hay manera!). Por ejemplo, aprender un idioma es mucho más que poder preguntar direcciones, es una puerta abierta a una toda una cultura, y aprender un idioma como el japonés lo es a una normalmente más difícil o a la que menos gente tiene ese tipo de acceso. Conocer y comprender la mentalidad y costumbres de un país como Japón es enriquecedor, nos saca mucho más de nuestro marco habitual, nos ayuda a entender que no todo es como esperábamos. Y además, y no es lo menos importante, ¡no os imaginais cuanto mejor es la comida en Tokyo que en Londres!

Pero bueno, hay mucho que hablar sobre Japón y mucho más por venir. Ahora mismo la verdad es que estoy más concentrado en cerrar capítulos aquí y aprovechar para hacer cosas que tenía pendientes. La verdad es que una de las cosas más difíciles de cambiar tanto de sitio o en general de dejar el lugar donde vives son las despedidas. Uno llega a odiarlas y si eres un extranjero viviendo fuera vives rodeado de ellas. Primero, uno vuelve a casa por navidad y demás fechas señaladas o vacaciones. Esto implica despedidas cuando te vas, además de darte cuenta de que cuanto más tiempo pasa más tiempo y distancia pones entre ti y tus amigos de toda la vida (aunque un buen amigo lo es siempre, como una buena hernia o una buena cicatriz). Después una ciudad como Londres implica gente de todas partes que suele venir por razones concretas y que es fácil que o ya vengan por un tiempo determinado o que se vayan a otro sitio en algún momento, con lo que es común que los amigos que haces aquí se vayan o se vuelvan, o que te vayas tú. Eso suman más despedidas (y además da una sensación de temporalidad a muchas relaciones personales). Supongo que habrá gente a la que todo esto no le importe tanto pero yo personalmente no le cojo mucho apego a los sitios sino a las personas y francamente, es un palo tener que ir diciendo adiós cada poco tiempo. La otra cara de la moneda es que siempre conoces gente nueva, pero todos sabemos que la mayoría de la gente es idiota, así que estadísticamente hablando, conocer gente suele ser una experiencia decepcionante.

Volviendo la vista atrás, en estos casi dos años y medio que he estado en Londres ha habido de todo. Cosas buenas y otras no tanto pero en general ha sido una experiencia que ha valido mucho la pena. Había pensado en poner una lista resumen de las diferencias que he visto con España, que cosas están mejor y que cosas están peor pero siendo sincero conmigo mismo, jamás encontraría la energía para hacer algo así y además no es algo que se pueda poner en una lista tan fácilmente. Londres es una ciudad en la que uno tiene que encontrar lo que le gusta hacer, puedes hacer casi de todo, pero hace falta ser una persona activa. A veces cuando hay demasiadas posibilidades acabas por no hacer nada o por no decidirte. Es como esos restaurantes que tienen 135 platos en el menú, lo más normal es que no llegues a leer ni el primero y acabes preguntando si no tienen un menú del día.

Yo me llevaré muchos recuerdos, recuerdos de paseos por la orilla del Támesis, de tardes enteras en tiendas de libros y discos, de vagar por el Soho, de entrar en el museo británico y quedarme mirando el techo, de cerveza y risas en pubs, de seguir a mi novia por los puestos del mercado de Spitalfields, de sudar del picante de la comida, de los rascacielos y los buses de dos pisos, de las fiestas, de los días en casa, de los viajes, de la gente e incluso del metro.

Supongo que a partir de ahora escribiré sobre Japón, sobre la vida allá, sobre temas interesantes a veces y chorradas que a nadie importan la mayoría, un poco como siempre, pero ahora más cool porque lo haré desde más lejos. Supongo que allí me pasarán diariamente cosas raras como para llenar páginas y páginas, habrá que ver si puede más el ansia divulgativa o la pereza (hasta ahora ya sabemos quién va ganando). Espero al menos subir un poco la frecuencia de actualización (esto lo digo con timidez).

Estos próximos días hasta que me vaya los pasaré trabajando en la nueva empresa pero en la oficina de Londres y seguramente en España en navidad. Después cogeré un avión que me dejará en la capital del imperio nipón. Una vez allí, sin más dilación reanudaré la búsqueda del Santo Grial. Parece que no estaba en Londres, y no se si lo encontraré algún día pero no por ello dejaré de buscarlo. La próxima pista me lleva lejos, muy lejos, hacia el este, siempre hacia el este...

16 comentarios:

Iago, con I latina. dijo...

Gran entrada, sin duda. La verdad, ojalá la mitad de los blogs que leo tuvieran la mitad de la calidad que este. El imperio del sol naciente recibirá a un más que correcto huésped: respetuoso, abierto y con mucho que aprender en cuanto a la compra de auriculares se refiere. Comparto tu "no apego" a los hitos geográficos que adornan la vida y también tu creencia en que lo mejor y más bonito es fruto de las grandes apuestas vitales.

¡Un abrazo y "bon voyage"!

Por cierto, no vas a encontrar el santo grial, lo tiene Chuck Norris.

Minia dijo...

Felicidades por una decisión valiente...e intenta escribir más, que no es peloteo, vale la pena leerte. Un abrazo! Minia

alex (pcom) dijo...

Vaya, ahora podrás comer en restaurantes llenos de "chinitas" diariamente y calificarlas con palillos en vez de tenedores. Colgarlas en Internet y crear la siguiente .com de exito. Questión de esperar a que Google te compre. En fin, me alegro muchisimo por tí, y estoy seguro que el Grial no aparecerá pero encontrarás algo mucho más valioso (y no me refiero a poder ver estrenarse y en VO la última película de Hayao Miyazaki).

Me encanta ver como poco a poco vas alcanzando todas las metas que hace tanto tiempo te impusiste.

Un fuerte abrazo.

Alex.

Anónimo dijo...

Eres un crack. Sabia que lo conseguirias. Vete guardandome un sitio que te hago una visita fijo (hablo en serio). Mucha suerte en
todo.

Luigi.

Lalaith dijo...

Vaya. No sé, en el fondo sabía que terminarías haciéndolo.
Mucha suerte y todo eso que se suele decir. Aunque creo que ya te lo dije más de una vez, pienso que si esto le puede salir bien a alguien, va a ser a ti :)

Ana

Pablo dijo...

Gracias a todos por los comentarios.

Iago si el Grial lo tiene Chuck Norris me tendre que arriesgar a recibir una patada giratoria en toda la cara!

Minia gracias por el peloteo ;) me alegra que leas esto. A ver si un dia me cuentas como te va por email. Si no tienes el mio yo te encontrare :)

Alex lo de la web es una buena idea, ademas pienso pasar comiendo todo el tiempo que pueda!

Luigi vente y nos tomamos unas cervezas, ahi te espero.

Ana, confias demasiado en mi. A ver si tienes razon :)

Anónimo dijo...

Que sepas que voy a ir a verte. Que sepas que ya no me gusta Londres ¿Y ahora con quien voy a comer a Japoneses y cebarme cual cerda? Que sepas que hacer tortillas de patata, sin que tu me digas que están cojonudas, ya no mola tanto. El imperio Nipón, no sabe lo que se lleva. Se feliz

Abi dijo...

Wow, vaya cambio...ya nos enteraremos de todas las anécdotas y cosas que te pasan desenvolviéndote en otro país nuevo, tal y como hiciste con Londres, (con las que me he reído bastante, por cierto)

Seguro que te irá genial, un saludo!

el Miguelou dijo...

combinación mortal --> un puto crack y las cosas claras, a pesar de esa tendencia a la embriaguez que te caracteriza ;-) Creo que habrá que empezar a pensar en un negocio import-export Japón-Galicia ...

mete un toque cuando aterrices en el terruño y así nos vemos antes de que empieces de nuevo la búsqueda del Grial.

saludos meu!

Maid Marian dijo...

¡Ánimo doctor Jones! ¡Al final, encontrarás el Grial!
Vas a encajar en Japón como un guante. O Japón va a encajar en ti como un guante. Una de las dos cosas, pero seguro que va a ser una experiencia fascinante.
Y no te olvides de pasarte por el foro de vez en cuando :-)

Lorena dijo...

Veo que has actualizado, y espero que sea cierto que lo harás con más frecuencia.

Los dulces...entre mi abuela y mi hermano no quedaron muchos.

Al igual que yo voy a instaurar el "Blind Forever" y demás peculiaridades en la cultura anglosajona, haz lo mismo allí.Aprende de ellos, de su cultura y abrete de miras, pero enséñales también tus raices, ya que ¿no es mejor dar y recibir que lo último a secas?

Y por dios, espero que la persecución que te hacemos cese, porque profesionalmente, no veo o no creo ver mis metas allí; bueno, a no ser que me dedique por fin a ser proxeneta.

Nos vemos en una semana!

Blind Forever and _ _ _ _ (este hueco es para que lo rellenes tu, que nos debes una fiesta allí).

:P

Lorena Bis dijo...

Ya tenemos el billete.Es el dia 15.

Para conseguir tus metas, sólo hacen falta 3 cosas:
-1, intentarlo.
-2, no rechazar oportunidades.
-3, algo de esfuerzo.

Pero con lo primero, ya está casi todo hecho, ya que nunca es tan difícil como te imaginas.

Harapos dijo...

Hey ya tengo internete!

Saludos de mis gat@s!!

Tele dijo...

Go Nihongo!

Dale Pablito, ya estas un poco mas cerca de Korea xD Be PRo!

Lorena dijo...

¿Como es la "Última cruzada", a partir de ahora te podemos llamar "Junior"?

nonasushi dijo...

ESCRIBE ALGO MAS PUÑETERO